CRIS BUSQUETS/>

BRANDING & DIGITAL DESIGN

Desconéctate y sé más productivo

Multitarea

Seguro que ahora mismo estás leyendo esto con música de fondo, con otras 7 pestañas abiertas en el navegador, el mail con mails por leer y el teléfono enviándote notificaciones. Todo, mientras intentas procesar lo que te estoy diciendo y saltas a otra pestaña para “avanzar otra cosa”. Déjame decirte algo: ser multitarea te hace ser peor.

Ser productivo no significa hacer dos cosas a la vez para matar dos pájaros de un tiro: escribir mientras escuchas música con letra o hablar por teléfono mientras estás diseñando cualquier cosa no significa que hagas dos cosas en el periodo de tiempo en el que harías una. Significa que solapas dos acciones que te llevará más tiempo acabar, porque te equivocarás más.

No te mientas: para de ser multitarea

Me ha costado un poco aprenderlo y quienes me conocen ya saben que tengo tendencia a hacer muchas cosas a la vez, pero al final he visto que no sirve de nada. Embarcarte en dos proyectos con timings que se solapan hacen que no te concentres en ninguno de los dos (aunque estés haciendo “los dos a la vez”) y tu frustración y estrés vayan aumentando cada vez más, porque verás que “no llegas”.

Cuando se trata de atención y productividad, nuestro cerebro tiene un límite. Una sola tarea ya ocupa gran parte de esta capacidad, que sólo puede complementarse con tareas automáticas como caminar. Imagina si divides en dos esta parte que ya cuando se destina a una sola actividad, está al límite. La atención se centrará, no en lo que estés haciendo, sino en el hecho de que “tienes que ponerte a avanzar lo otro” que tienes a medias. Allí gastas toda la productividad.

Ser multitarea

“Es que pierdo tiempo si hago una cosa a la vez”. Mentira. Un estudio de la universidad de Utah demostró en 2008 que los conductores que mientras conducían hacia su destino usaban el teléfono llegaban más tarde que los que únicamente conducían. Otro de la Universidad de California concluyó que los empleados que estaban constantemente mirando el correo electrónico tenían un ritmo cardíaco superior que aquellos que sólo lo consultaban unas pocas veces al día. Es decir, estar todo el rato pendiente del correo (e imagino que también de las redes sociales y notificaciones del móvil), nos estresa más. Otros estudios indican que nos hace disminuir la atención en la “vida real”, equivocarnos más, comer más, empeorar la relación que tenemos con los demás y afecta a nuestra memoria. Casi nada.

Lo que nos ayuda es hacer una sola cosa a la vez y hacerlo por “paquetes”: contesta todos los correos electrónicos a la vez, escribe todos los artículos de la semana, avanza primero un proyecto y después, el otro. Los psicólogos americanos lo llaman la regla OHIO: Only handle it once. Es decir, si empiezas algo, no pares hasta acabarlo.

Desconéctate y reconfigura tu tiempo

Lo he probado estas Navidades. Entrar en Facebook y el resto de redes sociales (incluido el correo electrónico) menos momentos durante el día ha incrementado el tiempo disponible para invertir en otras cosas: de repente he descubierto que tengo tiempo para leer, descansar un rato y dedicar unos minutos a reflexionar.

¿Por qué? Porque entrar en cualquiera de esas webs implicaba romper el hilo de lo que estaba haciendo para centrar la atención en GMail, tweets o las publicaciones de Facebook de mis amigos. Luego, cuando volvía al proyecto, tenía que volver a pensar dónde lo había dejado para volver a reengancharme y poder continuar (por un breve espacio de tiempo, porque al poco rato tenía otra distracción lista para romper el hilo de nuevo).

No pasará nada si sólo entras en Facebook o Twitter dos veces al día: las noticias llegarán a ti igualmente (¿verdad que antes de 2004 te enterabas de todo?) y si hay algo urgente, te llamarán. Quien envía un correo ya debería saber que las cosas urgentes pocas veces se solucionan así. Creeme, no explotará el mundo.

“Mi proyecto me exige ser multitarea”

Una cosa es ser multitarea y la otra, actuar de ese modo. Me explico. Por poner un ejemplo, con The Creative Riot me encargo de la gestión de la web, redacción de la mayor parte de los artículos, pensar en cómo monetizar la plataforma, ver qué cambios habría que ir implementando, venderla a gente que podría estar interesada, pensar en cambios de diseño, etc. Eso es ser multitarea: tengo un proyecto y debo hacerme cargo de muchas cosas. Pero no significa que las haga todas a la vez (actuar como multitarea).

Hubo un tiempo en el que quería llegar a todo y todo a la vez y cada vez me exasperaba más ver que no lograba avanzar con nada en los plazos que tenía definidos. No había manera… y mira que hacía mil cosas a la vez para “ganar tiempo”. Esa situación me demostró que debía cambiar la forma de funcionar, porque sino la dinámica tenía visos de ser la misma hasta el infinito (y más allá).

Céntrate en tu proyecto, porque al fin y al cabo es para lo que te has sentado frente al ordenador. Trabaja en él y cuando no puedas avanzar más, cambia de tarea.

Si necesitas más datos, esta infografía de Huffington Post acabará de convencerte.

Créditos fotografía: Huffington Post

Share Button

¿Algo que decir?

Recuerda que los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios:

Nombre*

E-mail*

Web

Comentario*